Disertación “La ciencia como nueva religión”

Por Neda Mendoza Calvo (2ºA BACH):

 

He observado algo muy curioso en nuestra sociedad actual, y es que por muy ridículo que suene, la ciencia ha pasado a convertirse en nuestra nueva religión; y en vez de matar a Dios, solo lo hemos sustituido por una nueva deidad, la propia ciencia.

Esta disciplina, apostante de la veracidad y el sentido crítico, ha sido tergiversada para dar lugar a un nuevo dogma. Debido a que nos enseñan que toda lo que afirma la ciencia es la absoluta verdad, muchísimos de nosotros tomamos como cierto cualquier descubrimiento científico que sale en las noticias o en internet solo por el hecho de que el estudio se proclama como científico y caemos muchas veces en creernos cualquier chorrada divulgada por los medios de comunicación.

Es común ver cómo la gente toma por ciertos artículos y noticiarios sobre investigaciones científicas que han resultado ser falsas o manipuladas por los propios medios, solo con la intención de llamar la atención del público. Pero mi queja no termina aquí, yo quiero hablar sobre el carácter intolerante y pedante que ha adquirido buena parte de nuestra sociedad, esa parte que dice CREER en la ciencia, despreciando otras disciplinas como la religión y la filosofía.

Existe la tendencia (la cual odio) de burlarnos de la religión, por considerarla en contra de la ciencia, (lo cual no es necesariamente cierto); de la filosofía, por no poder dar respuesta a las cuestiones que se plantea (a diferencia de la ciencia, que es capaz de dar respuestas absolutas); y en general, a despreciar a estas disciplinas y a aquel que las practique, llegando hasta al punto de considerarnos más inteligentes y más “científicos´´ que esas personas, presumiendo en el progreso de nuestra “actitud científica´´.

Para empezar, no se CREE en la ciencia. Como disciplina, se practica, y se aplica en nuestras vidas, no se cree en ella. Decir que creemos en la ciencia, es dar una fe ciega en ella sin importar lo que pueda equivocarse. Esa actitud de despreciar otras doctrinas diferentes a la ciencia, es anticientífica, porque la verdadera ciencia se encarga de la búsqueda de conocimiento a través del método científico, ya sea para ayudarnos a mejorar nuestras vidas o para saciar nuestra curiosidad, y no de rechazar cualquier creencia espiritual. La ciencia no pide que crees en ella, no pide que tomes sus enunciados como una verdad absoluta o un dogma, y tampoco apuesta por el desprecio a la religión. La verdadera ciencia es aquella que apuesta por la veracidad y el saber crítico. La ciencia, (para todos aquellos que os consideréis superiores por ser científicos) no es una etiqueta, es un conjunto de saberes.

Tampoco le debemos nada a la ciencia, si acaso se lo debemos a aquellas personas que sacrifican tiempo y esfuerzo para contribuir, usando el conocimiento científico, a la mejora de nuestra sociedad. La ciencia no es absoluta, los enunciados científicos no son verdades absolutas, ya que la ciencia, en la búsqueda de tomar una actitud lo más empírica posible, se cuestiona a si misma, dejando incluso espacio a las revisiones constantes de sus enunciados.

Por frases como: “hay que creer en la ciencia´´, “se lo debemos todo a la ciencia´´, “tú no estás especializado en esto, así que cállate´´ considero que la ciencia se está convirtiendo en una religión. La gente que dice creer en ella suele mostrar un comportamiento dogmático al afirmar que todo se lo debemos a la ciencia, e intolerante cuando afirman que creer en la ciencia es lo correcto, despreciando a otras disciplinas más espiritualistas. Hemos pasado de practicar la ciencia en alabarla como a una deidad, un comportamiento comparable al de las personas ultrareligiosas.

 

9 Comentarios

  1. Grande Neda,tema arriesgado.Has puesto sobre la mesa el tema de la intolerancia sobre las creencias religiosas,algo que a muchos,entre los que me incluyo,nos cuesta aceptar,me has hecho reflexionar sobre mis propios pensamientos.Cierto es que para mí la ciencia es progreso,pero ¿cuántas veces no nos hemos dado cuenta de que la ciencia también se equivoca?,solo tenemos que mirar hacia atrás,años,décadas,… y ver cómo todo cambia,lo que por entonces era una verdad absoluta hoy no la es y viceversa.
    Yo soy un poco de series de televisión y esto inevitablemente me recuerda tanto a “The Big Bang Theory” jejeje pero también a un capítulo de la mítica “Friends” en el que una de las protagonistas con sus argumentos y conclusiones consigue hacer que el protagonista científico poseedor de la verdad absoluta se replantee todo en lo que había creído y defendido.Esto último quizás quede un poco fuera de lugar,pero para mí es un ejemplo del uso comunicativo que también se les puede dar a los medios para hacernos reflexionar.
    Un saludo Neda,y felicidades!

  2. Es una reflexión muy interesante. Extraigo una conclusión de especial importancia:la ciencia nunca puede ser dogmática y por lo tanto el dogma es uno delos principales enemicos del conocimiento, andan por caminos distintos.

  3. Es mi hijo y por supuesto estoy orgullosa de él. No puedo se objetiva pues aunque no lo crean Neda me e enseña a ver el mundo de otra forma, o desde otra perspectiva. Siempre respeta mi opinión, aunque no esté de acuerdo con ella. Gracias Rubén por confiar en mí hijo y hacerle partícipe de esto. Como ya imaginarás para él es un gran orgullo.

    • Neda tiene una forma muy peculiar de expresarse por escrito (y también en las exposiciones orales): demuestra una gran madurez no solo en su estilo, sino también en sus argumentos. Muchas personas se pasan la vida buscando lo que él ya ha conseguido muy pronto. Ya sé que es un alumno al que le gustan las ciencias, pero es que escribe muy bien (a veces, una cosa no está reñida con la otra, como en este caso). Me alegro mucho de que él vea en la página del centro una oportunidad para expresar sus inquietudes: esa es y será mi intención, aunque se acabe el curso dentro de poco, no importa. Los que nos dedicamos a escribir sabemos de la importancia de que alguien nos “tienda un puente” en un momento determinado de nuestra vida. ¡Saludos a todos los lectores y comentaristas que se han sumado a esta página!

  4. ¡Bravo, Neda! Me alegra mucho leer tu interesante reflexión. Muy bien escrita, razonada y argumentada. Ciencia, religión, o lo que sea, ya lo dijeron mis griegos: “El equilibrio es el bien supremo”. También dijeron: “Nada en exceso”. La ciencia cambia y avanza con los tiempos, los dogmas de hoy, tal vez no se mantengan mañana. No sólo, efectivamente, es la ciencia la que ha hecho avanzar al ser humano.

    Gracias, Rubén, por dar difusión a los magníficos trabajos del alumnado. ¡Enhorabuena por tu excelente labor docente!

    María, como ya hablamos, es, desde luego, para estar más que orgullosa. Gran escritor y gran persona el joven Neda.

    Un fuerte abrazo.

    • Creo que la página del centro está intentando cumplir con la labor de difusión de los trabajos tanto académicos como personales del alumnado. Es uno de los objetivos que se plantearon desde el inicio de curso: darle oportunidad, visibilidad y difusión a través de la página a las actividades que hacen los alumnos, para que no se queden encerrados únicamente en el ámbito de la clase, sino que puedan salir al exterior, al conjunto de la comunidad educativa.
      Gracias a todos por los comentarios!

      • Es una gran iniciativa y por mi parte compartiré en las redes para que se hagan eco de que no toda la juventud pasa por “Mujeres hombres y viceversa”

    • Gracias Ricardo, no solo estoy muy orgullosa sino que también agradecidísima de lo que ustedes han aportado a mi hijo. Tiene una gran motivación y eso en parte es mucha “culpa de ustedes”

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*